sábado, 26 de septiembre de 2009

Increíble pero cierto.


Por fin la dictadura socialista ha conseguido aplastar una vez más la memoria de Francisco Franco, con el consentimiento de una España acomplejada y cobarde que se arrodilla para lamer los zapatos de los radicales. La FNFF ha dado a conocer que no se volverá a organizar la Santa Misa por Francisco Franco el 20-N. Y el Abad de la Basílica del Valle de los Caídos, en la tercera de ABC, ha dicho: "La memoria litúrgica correspondiente a los aniversarios coincidentes de Francisco Franco y de José Antonio tendrá lugar durante la Misa conventual del día 20, a las 11 horas".
Está visto que se pueden hacer convocatorias secesionistas ilegales e inconstitucionales, o manifestaciones en favor de presos terroristas, o botellones para pegar a la policía, pero no se puede rezar por nuestros difuntos, así nos va, gracias a la sumisión servil de "algunos".

No hay comentarios:

Publicar un comentario